En no menos de una ocasión nos ha tocado cubrir un evento privado o particular, y más aún los que somos Djs móviles, es nuestra razón de existir el atender eventos particulares, y de seguro nos ha tocado conversar con nuestro cliente sobre sus gustos musicales, las canciones que le gustaría escuchar y sus expectativas sobre el resultado de su evento.

Entonces, es importantísimo para nosotros como Djs profesionales que somos, escuchar con atención las inquietudes de los clientes, recibir sus pedidos musicales y transmitirles la suficiente confianza en nuestro trabajo, para que deje en nuestras manos la responsabilidad del éxito de su fiesta o reunión.

La gestión de dicha información sumada a nuestra experiencia pueden significar el éxito o fracaso de un evento. Es más, considero que dicha gestión asegura el 70% el éxito del evento, el otro 30% ya corresponde a nuestra técnica y habilidad para mezclar los temas musicales.

 

LAS COORDINACIONES PRE-EVENTO

Tal como indique anteriormente, es importantísimo para nosotros, el escuchar y recibir las inquietudes de nuestro cliente en cuanto a nuestro servicio, resolver sus dudas y por sobre todo, recibir los pedidos musicales. Muchas veces nos tocarán clientes quienes de por sí confiarán en nuestro buen criterio y experiencia para manejar el evento musicalmente, (quienes confían en nosotros sea por recomendación de un conocido o porque han escuchado nuestro trabajo previamente) y sus pedidos se resumirán en una pequeña lista de temas infaltables. Otras veces nos tocarán clientes “complicados” quienes serán mucho más “incisivos” en la manera en como quieren que se desarrolle musicalmente su evento. Ellos son la razón por la cual escribo este post y por ello les prestare especial atención en su desarrollo.

 

EL CLIENTE “COMPLICADO”

Cliente complicado

Nos tocara oportunidad de toparnos con este tipo de cliente, quienes sea por su personalidad, o por sus “nervios”, pretendan influenciar en la manera como realices tu trabajo. Estos clientes pretenden saber más que uno (y que todos nuestros años de experiencia y criterio no valen nada) por lo que intentaran elaborar un setlist completo imaginando el desarrollo del evento, pretendiendo indicarte que canción debería ir detrás de otra según su punto de vista o restringir la amplitud de tu setlist solo a sus limitados gustos musicales. A este tipo de clientes es a quienes debemos de prestar mayor atención, manejarlos con mucho “tacto” , ser lo bastante persuasivos para hacer desistir de sus intenciones, o negociar un punto medio. A ellos deberemos de dejar bien en claro el siguiente punto a desarrollar.

 

Somos Djs con experiencia: El respeto a nuestro trabajo empieza por aceptar nuestras recomendaciones.

 

Una vez resueltas todas las inquietudes y recibidos los pedidos musicales, llega el punto donde empieza nuestro trabajo.

Para todo tipo de cliente, en especial para los “complicados” es importarte el dejar en claro que sí bien es cierto manejamos los pedidos musicales tratando de cumplir con todos ellos durante el desarrollo del evento, existen muchos factores que determinan e influyen en el desarrollo musical del evento: la edad, gustos musicales y estado de ánimo de los invitados a la hora de la hora, son las principales condiciones que influyen de manera determinante en la forma en como seleccionamos la música para hacerlos bailar y disfrutar.

 

LA GESTIÓN DE LA INFORMACIÓN (MUSICAL)

Colección Musical

La clave del éxito de un evento está justamente en saber “leer” esas condiciones antes mencionadas y seleccionar bajo nuestro criterio y experiencia, las canciones que podrían funcionar para que todos se diviertan, así mismo encontrar el momento adecuado para soltar los pedidos musicales, “gestión de la información” le llamo a este proceso, y cuanto mejor seamos gestionandolo, mayor es la probabilidad de éxito del evento: todos bailan, se divierten, clientes escuchando sus pedidos, felices por ello y porque todos sus invitados se divierten y celebran con ellos.

 

CONCLUSIÓN

La gestión de los pedidos musicales comienza desde antes de la realización del evento, empieza desde que uno toma contacto con el cliente, dejándole en claro en qué consiste nuestro trabajo, que lo influye, que puede funcionar bien y que no tanto, que es imprescindible darnos la libertad en seleccionar los temas adecuados bajo nuestro criterio pero que también darán la pauta para cumplir con los pedidos en el momento adecuado. Nuestro criterio y experiencia tiene un valor y la razón por la cual nos contratan. Sino sería tan fácil como programar una lista de canciones en el iTunes y dejarlo correr no? Todos sabemos que no es así.

 

Cuéntanos en los comentarios cual es tu estrategia para gestionar tus pedidos musicales.