Muchos DJs con mucho o poco talento. Dentro, al medio o afuera de los grandes eventos siempre están en búsqueda de alguna marca que lo auspicie. Si ese es tu caso, te damos algunos consejos prácticos, además de contarte cómo funciona un poco este mundo de los auspicios.

Definiendo el auspicio

Para empezar el auspicio no significa que las marcas tiene la obligación inmediata de regalarte algo por ser solo tú o porque tienes algunos cientos o miles de seguidores en tus redes. Porque tus últimas canciones tuvieron buenas ventas o porque todo el mundo busca tu remixes o edits.

Si bien es algo bueno y de seguro las marcas lo tomaran muy en cuenta, no es un determinante para el auspicio. Ser material de auspicio requiere ser más que bueno en lo que haces, es llevar la camiseta de la marca y sudarla en cada momento. Conocer su historia y las funciones de sus productos a fondo. Es poder defenderla más allá de lo básico con el sustento de un usuario profundo. Y además de todo eso, y quizás los más importante, es saber venderla. Es llegar a los usuarios y formar potenciales clientes con tus conocimientos, asesoría y soporte.

Esto para el común de los mortales. Aquellos que tienen una fama que trasciende fronteras o que realmente tengan un valor agregado verdaderamente único acompañado de una cantidad seguidores muy grande, les serán mucho más fácil y no requiera todo ese trabajo. Tú y yo, sí.

Aquí una nota de Rane DJ acerca de como convertirse en DJ oficial de Rane.

Talento vs promoción

Seguramente han escuchado el caso de esta “DJ” Nadja Brenneisen, que como experimento social y sin saber nada de DJ ni de música, pero con buenos contactos logró convertirse en un “DJ” y participar en grandes eventos. Este caso debe ser el de muchos que con más promoción que talento invadieron nuestro terreno. Las razones no son importantes en esta nota, sino los medios y el resultado.

Al final de la historia de esta DJ, y debe haber más casos así, logra hacer una vida de esta incursión y parece que no lo hace nada mal. Lo que tenemos que rescatar en esta historia son los medios que uso y como hizo para aprovecharlos. Quizás si lo aplicas en tu día día, podrás aprovechar su profana injerencia.

Aquí la nota original de Thumb.

La marca, distribuidores y representantes

Seguramente si están leyendo esto es muy posible que vivas en algún país donde la marca no tenga presencia directa sino a través de un importador. Si el importador es exclusivo debe tener un trato directo con la marca, así que puedes llegar a ellos con más facilidad.

Las marcas usualmente cuenta con un importador por país o más dependiendo de la demografía del país y de la capacidad de representación e inversión que requiera la marca. Lo importante aquí es saber quién tienen un mejor acercamiento y obviamente la voluntad de presentarte.

También es usual que una marca nombre a un representante por continente o región para que vea los temas económicos y otro para ver el tema de marketing o soporte. Tal vez este representante haga ambos trabajos o quizás haya más personas involucradas. Aquí lo importante es poder acercarnos a ambos, presentarnos a nosotros mismos y a nuestro trabajo. Siempre con la buena actitud en la frente, ya que la actitud de soberbia no te llevara a cerrar ningún trato ni hoy ni mañana y quizás nunca. No en este mundo, no al menos para los mortales que no aparecemos recurrentemente en medios.

Y no preocupes por el idioma ya que el representante deba hablar de todas maneas español o mínimo tener un buen spanglish.

 

La cruda realidad

Es de tontos pensar que nosotros le hacemos un favor a la marca o a sus importadores por usar sus productos. Nosotros necesitamos de ellos más de lo que ellos necesitan de ti, además contar sus productos no es lo realmente importante, sino la exposición en sus medios y los contactos que podamos establecer.

Si bien cada persona es única. No eres el único que puede hacer lo mismo o mejor, pero quien lo haga con una mejor actitud sabiendo representar a la marca avanzara mucho más.

El otro lado de la moneda es que a muchos representantes les importa un pepino el tema de auspicio o peor aún, lo pueden hacer mal. Lo cual resulta una pérdida de tiempo, energía y mucho hígado. Identifica quien es el mejor y trabaja con él, sino lo trata de llegar a las marcas usando las redes. Puede que no logres nada, pero es mejor que no intentarlo. En el mejor escenario, puede demorar, pero servirá.

Hay que entender algunas cosas acá antes de renegar de los importadores y es que algunas marcas tampoco les interesa auspiciar. Entonces aquí hay que hacer un poco de investigación. Si en la web de la marca no vemos una lista de los artistas auspiciados, no de los que usan la marca, sino de los que están bajo un acuerdo con ellos, es muy difícil que el representante puede invertir el ti. Ya que el costo de esos productos va a salir directamente de su bolsillo.

Si lo hace, es justo que uno se ponga la camiseta con ellos y sepa representar a la marca o a la empresa. Esto puede ser con soporte o algo más que ellos necesiten.

La cruda realidad 02

Para las empresas de software es mucho más fácil la representación porque usualmente venden en línea y no tienen que lidiar con un importador ni las importaciones en sí, además los costos que esto representa.

En el caso que veamos artistas auspiciados quiere decir que la marca podría llegar a auspiciarte, pero en muchos casos puede que le pida al representante cubrir algunos de los costos o gastos. Quiere decir que esa auspicio debes verlo como inversión de ambos y no minimizar ese hecho por el tamaño de su empresa.

Nuestra recomendación mucho antes y después de lograr un auspicio es mover la marca en tus redes. Etiquetándolos y usar sus hastags en tus publicaciones. Que se vea que eres un usuario hincha. También siendo un miembro activo en su foro (si es que lo tiene), además de repostear, compartir y comentando sus publicaciones. Inclusive armando una rueda de usuarios donde se aprenda uno del otro. Básicamente tener presencia.

Sé que suena mucho trabajo, ojo que no tienes que hacerlo todo al mismo tiempo, pero no esperarías algo de eso por la inversión en la cantidad de productos que solicitas y más aún lo puedes llegar hacer con ellos.

El camino de las redes sociales

Como primer paso debes hacer tú el trabajo de vender la marca y el valor que esta pueda ofrecer a los usuarios. Para ello tienes tutoriales, reviews, unboxing, notas en medios especializados, cosas que puedan demostrar a un clic distancia que eres un maistro el producto.

También puede que seas de esos que tienen muchos seguidores en las redes, con o sin talento no importa, pero por la cantidad de estos seguidores puede que logres conseguir más rápido un auspicio y un mejor trato. Además también tienes la posibilidad de ofertar publicidad en ella.

El mal importador

Uno de las mayores frenos que se puede tener un localidad es la poca o nula voluntad del importador frente a los auspicios, ya que muchos de ellos no tienen el mínimo interés de invertir un solo centavo fuera de su tienda o en algo que sea tangible y que les asegure en retorno casi inmediato y con grandes utilidades. Si ves que alguno de ellos invierte en medios, sea en redes o prensa, puede que ese sea una mejor opción.

Deben hacer casos de arrogancia extrema donde el importador cree que su marca es la última Coca Cola del desierto o tenga un problema de actitud seria y que por lo tanto no represente para nada los intereses de marca. Ese caso es mejor hacer el trabajo por fuera y contactar al represéntate regional o con la misma marca en las redes o web. Puede que por algún lado este el conectado directo o indirecto.

Lo recomendable es siempre tratar primero con el importador y entablar una buena relación de apoyo a la marca, ya que él tiene trato directo con el representante y este a quien le pedirá referencias con de ti. Así que lo mejor es llevar la fiesta en paz y si el importador no tiene el capital o  la voluntad de conseguirnos un auspicio, mantén siempre tu lealtad hacia a la marca muy independiente del trato con el importador.

Hay que considerar que cuando uno es auspiciado, está prácticamente prohibido tocar o mencionar de superlativa a la competencia y mucho menos darle cabida en tus redes. Eso te puede traer muchos problemas, más si has firmado un contrato.

Consejos finales

Es mucha información que procesar y hay muchas cosas que considerar y muchas personas con las que tratar, pero no hay otra. No para los pequeños y medianos artistas. Los gigantes o los que tienen mucho más exposición tienen más oportunidades de negociar un mejor trato y con menos esfuerzo. Si ese no es tu caso, ponte a trabajar.

Otra forma es participar en torneos nacionales e internacionales. Si son auspiciados por alguna marca, mucho mejor.

Puede que nunca llegues a nada o muy poco con las marcas, yo llevo 8 años con el DJE haciendo cientos de cosas por ellos y hasta ahora he tenido muy poco retorno, pero no me arrepiento de nada. He conocido más el mundo de los negocios detrás de las marcas y he hecho muy buenos amigos y hoy en día estoy metido en varios proyectos alrededor de lo que he sembrado con DJE.

Si es eres una maestro en tu rubro y además tienes una buena exposición de tu trabajo, puede que el negocio este alrededor de ellos y no con de ellos.

 

¿Alguna experiencia que contar?